Nueva cuarentena rígida causa preocupación en urbe paceña

9

El anuncio hecho por autoridades sanitarias de La Paz, de iniciar nueva cuarentena total, provocó inquietud en diferentes sectores de la población por la obligada paralización de actividades cuando cada día se debilita más la economía del departamento.

Los comerciantes formales e informales expresaron su descontento por la medida, aunque también se sienten temerosos por los contagios masivos con Covid-19 en La Paz. Pedro M., quien se gana la vida vendiendo cosméticos, afirmó que durante una semana no podrá llevar ni un centavo a su hogar que consta de tres menores y su esposa, dijo que las autoridades municipales y del Gobierno no sienten el impacto porque ellos perciben su sueldo normalmente, mientras que la mayoría pasa hambre. Y así miles de personas ven caer sus negocios por la pandemia que castiga al planeta.

Más temprano, el Comité de Operaciones de Emergencia determinó llevar adelante la cuarentena rígida en el municipio de La Paz a partir del 16 de agosto y por espacio de una semana, hasta el 23 de agosto, informó el Alcalde de La Paz.

Anteriormente se supo que la fecha tentativa para iniciar la cuarentena rígida era el 6 de agosto, pero la autoridad explicó que hubo dificultad para conseguir medicamentos previstos para entregar durante el rastrillaje, pero que los mismos estarán para el 16 de agosto, reportó Erbol.

“El día 16 de agosto vamos a contar con todo el lote de medicamentos necesarios y, por lo tanto, la cuarentena que se va a desarrollar en la ciudad de La Paz va a ser a partir del día 16 de agosto hasta el día 23 de agosto por una semana”, indicó el Alcalde mediante video.

Pidió a la población que, durante la cuarentena rígida, se quede en sus casas para que se pueda hacer el rastrillaje y se pueda identificar a las personas que estén enfermas y entregar también medicamentos.

Se suspenderán actividades públicas y privadas no solo el 6 de agosto por el feriado, sino también el viernes 7, con el objetivo de establecer un “puente” de cuatro días, de jueves a domingo, sin actividades para frenar la velocidad de los contagios.

El Diario.