ABC pagará en cuotas Bs 703 millones a 291 constructoras

25

La Administradora Boliviana de Carreteras (ABC) se comprometió a cancelar en cuotas los 703,2 millones de bolivianos por planillas impagas hasta octubre de 2019 que debe a 291 constructoras, luego de que el sector se declaró en emergencia por la falta de pago por las obras estatales ejecutadas.

“De acuerdo con los datos que hemos podido recabar, a octubre de 2019 el gobierno anterior nos dejó 703,2 millones de bolivianos que no pagó a las empresas constructoras por concepto de planillas, es una gran cantidad de dinero”, dijo ayer el ministro de Obras Públicas, Iván Arias.

En ese sentido, la actual presidenta de la ABC, Ruth Ramírez, indicó que en coordinación con el Ministerio de Economía, desde el 20 de enero se aplica un plan de pagos con las constructoras y hasta el momento se erogaron 79,2 millones de bolivianos.

“A partir del 20 de enero han comenzado los desembolsos a las empresas, tanto como aporte local como aporte externo; a la fecha se han desembolsado 79 millones de bolivianos”, indicó.

Ramírez aseguró los depósitos a las empresas después de verificar el trabajo, el avance en las obras y el avance financiero.

El ministro Arias agregó que el plan de pagos fue elaborado de manera que las empresas más pequeñas sean las primeras en ser beneficiadas con los recursos para cubrir las planillas atrasadas; luego las empresas medianas y al final las grandes, para no afectar la sostenibilidad de las microempresas del sector.

“Tenemos deudas con empresas de todo tamaño y vamos a cumplir con todas, pero primero vamos a pagar a las empresas pequeñas, luego a las medianas y al final a las grandes”, declaró.

El responsable de Obras Públicas, Servicios y Vivienda precisó que la deuda con las constructoras fue en ascenso el último año de gobierno de Evo Morales.

La deuda de enero de 2019 era de dos millones de bolivianos, pero en julio subió hasta los 53 millones de bolivianos.

“Las deudas han ido creciendo mes a mes, los mayores incrementos se registraron en septiembre y octubre, coincidiendo con las últimas semanas de campaña rumbo a las fallidas elecciones del 20 de octubre, lo que nos da una idea de a dónde fue desviado el dinero de los pagos”, sostuvo el ministro Arias.

Información de la ABC muestra que en enero la institución debía a las empresas constructoras 2,8 millones de bolivianos; en febrero, las planillas impagas subieron a 9,2 millones de bolivianos. Ya en marzo la deuda bajó a 5,1 millones; en abril subió a 6,4 millones. En mayo llegó a 5,9 millones; en junio subió a 19,8 millones; para julio se debían 53 millones de bolivianos. Para agosto la deuda era de 39,4 millones de bolivianos; septiembre, 243,3 millones de bolivianos, y octubre cerró con 317,1 millones, lo que suma un total de 703 millones de la moneda nacional.

Arias anunció que hoy se reunirá con la directiva de los constructores para evaluar el plan de pagos y otras demandas.

Deudas con las constructoras

La semana pasada, la Cámara Boliviana de la Construcción (Caboco) denunció que el sector atraviesa una crisis por la falta de pago de las planillas en casi la totalidad de las obras que se ejecutaron con instituciones de los tres niveles del Estado, lo que dejó al sector en un estado de iliquidez que tiene un impacto sobre la generación de empleo.

De acuerdo con un cálculo realizado por los representantes de Caboco, las deudas superan los 1.000 millones de bolivianos, todas por planillas impagas.

El titular de la institución, Franklin Pérez, aseguró que esa situación se debe a los incumplimientos de contratos por parte del Estado y de los gobiernos subnacionales, además de la falta de pago de las planillas por avance de obra, que hacen que el sector se haya declarado en emergencia, por lo que anunciaron que iniciarán procesos legales para que se dé cumplimiento a los contratos de ejecución.

Además, el representante de Caboco aseguró que existe iliquidez de las empresas, ya que no tienen la capacidad de cumplir con sus proyectos, por lo que se está en camino a la paralización de obras y el cierre definitivo de varias firmas constructoras, que ven en riesgo su patrimonio de varios años de labor.

Página Siete solicitó ayer que Caboco se pronuncie respecto al anuncio de pago por parte de la ABC, así como del resto de las deudas que el Estado mantiene con el sector, sin embargo, hasta el cierre de la presente edición no se recibió respuesta.

ABC enfrenta 13 procesos contenciosos

El mes pasado, la presidenta de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC), Ruth Ramírez, reveló que la institución enfrenta 13 procesos contenciosos administrativos con empresas constructoras y consultoras, que pueden derivar en un daño económico al Estado de 211 millones de bolivianos, debido a la “negligencia” técnica administrativa del gobierno de Evo Morales y del Movimiento Al Socialismo (MAS).

“En la actualidad, la ABC tiene 13 procesos contenciosos con empresas constructoras y consultoras, por diferentes motivos. El monto económico pretendido por los demandantes alcanza una cifra aproximada de 211 millones de bolivianos”, manifestó la funcionaria a los periodistas.

Ramírez añadió que esa situación es el resultado de una gestión “improvisada” y “subordinada a intereses políticos”, lo que afectó la calidad de las obras públicas y generó retrasos en su ejecución, con el consiguiente perjuicio a la población boliviana.

Pagina Siete.