P7 Investiga: Con la sequía de la laguna Concepción el Estado vulnera al menos 3 convenios

Para el viaje empaco un flexómetro metálico de dos metros, de esos pequeños que cuestan 10 bolivianos. Quiero verificar la existencia de al menos algo de agua, algo del metro y veinte centímetros, en promedio, del que se habla en la literatura técnica sobre la laguna Concepción en Santa Cruz. Al final, no lo saco de la mochila en ningún momento; no hace falta, no hay nada que medir.

Según la Asociación Interamericana para la Defensa del Ambiente (AIDA), al permitir el Estado boliviano la sequía de la laguna Concepción, en tanto sitio Ramsar, vulnera no sólo esa convención de humedales, sino también otros acuerdos.

“Además de la Convención Ramsar, el Estado vulnera otros convenios internacionales, como el Convenio de Diversidad Biológica, el Acuerdo de París y convenios de derechos humanos”, responde vía correo electrónico la abogada senior del Programa de Ecosistemas de la AIDA, Claudia Velarde, a la consulta de Página Siete Plus Investiga. “Los impactos en la conservación y uso racional de la laguna Concepción reflejan políticas públicas y desarrollo de normativa perjudicial para los humedales. Hay muchas causas para su deterioro, pero principalmente es que su conservación y uso racional no ha sido una prioridad de los diferentes niveles de gobierno”, continúa.

El 2 de febrero de 1971, en la ciudad iraní de Ramsar se creó la Convención Ramsar relativa a los humedales de importancia internacional especialmente como hábitat de aves acuáticas. Bolivia ingresó como parte contratante de esa convención en 1990. La laguna Colorada en Potosí fue la primera de la lista y en la actualidad existen 11 sitios Ramsar en el país.
$!En un tiempo tuvo 6.000 hectáreas de espejo de agua.
En un tiempo tuvo 6.000 hectáreas de espejo de agua. David Lazarus

El compromiso con Ramsar

Al entrar a la Convención Ramsar un Estado se compromete a una serie de acciones de protección y conservación de los humedales. En siete de los 12 artículos que la componen se trazan líneas para ello. Por ejemplo, en el artículo 3 se establece que las partes contratantes deberán elaborar y aplicar su planificación de forma que favorezca la conservación de los humedales incluidos en la lista.

Además, manda que cada parte contratante tomará las medidas necesarias para informarse lo antes posible acerca de las modificaciones de las condiciones ecológicas de los humedales en su territorio que “se hayan producido o puedan producirse como consecuencia del desarrollo tecnológico, de la contaminación o de cualquier otra intervención del hombre”. Las informaciones sobre dichas modificaciones, se lee, se transmitirán “sin demora a la organización o al gobierno responsable de las funciones de la Oficina permanente”.

El 27 de junio de 2022 respondieron a Página Siete, vía email, desde la Secretaría de Ramsar sobre este tema. “Al momento, la Secretaría no ha recibido ninguna información de la Autoridad Ramsar en Bolivia que es el Ministerio de Medio Ambiente y Agua o del Ministerio de Relaciones Exteriores sobre la laguna Concepción”, informó la asesora senior para las Américas de Ramsar, María Rivera.

$!En época seca la laguna era el sitio de abastecimiento de agua para los animales de la zona.
En época seca la laguna era el sitio de abastecimiento de agua para los animales de la zona. Mauricio Herrera, año 2001

En diciembre de 2020, hace un año y medio, la senadora Cecilia Requena, presidenta de la Comisión de Tierra y Territorio, Recursos Naturales y Medio Ambiente, hizo una Petición de Informe Escrito a autoridades del Gobierno para saber qué hace el Estado en este caso y si se había informado a Ramsar sobre la situación de la laguna.

Desde el Ministerio de Medio Ambiente y Agua (MMAyA) y del Ministerio de Relaciones Exteriores hubo respuestas casi uniformes con un tenor similar: la Gobernación de Santa Cruz, como administradora del sitio laguna Concepción, debe evaluar los instrumentos de gestión e informar luego al Gobierno central para tomar determinaciones.

“Los gestores (Gobernación de Santa Cruz) del área protegida, sobrepuesta como sitio Ramsar, debieron informar al nivel nacional; al no tener esa información al nivel central del Estado corresponde la investigación de lo sucedido en Laguna Concepción (sic)”, se lee en parte de la respuesta a Requena desde la Unidad de Gestión y Conservación Ecorregional del Altiplano, Valles y Chaco del MMAyA el 25 de enero del año pasado.

Por su parte, la Gobernación cruceña respondió a Requena el 12 de febrero de 2021. En el informe se dice que “se avanzó en gran medida en la toma de decisiones y acciones para proteger y conservar la UCPN Laguna Concepción” y que los propietarios de tierras privadas cumplen con los procedimientos del Plan de Manejo y la Ley Departamental 098 en cuanto a la obtención de certificados de compatibilidad para actividades dentro de esta área.
$!Letrero en la comunidad El Tinto, en la vía Pailón-San José.
Letrero en la comunidad El Tinto, en la vía Pailón-San José. Gabriel Díez / Página Siete

En una entrevista personal, el 19 de mayo de 2022, el encargado de Gobernabilidad de la Dirección de Conservación del Patrimonio Natural de la Gobernación de Santa Cruz, Romer Miserendino, explicó a este medio que el año pasado desde el Ministerio de Medio Ambiente les solicitaron un informe, el cual enviaron, sobre el estado de la laguna Concepción.

Página Siete envió una carta al MMAyA con preguntas sobre el tema. Hasta el cierre de edición no se obtuvo respuesta.

Acuerdo de París

El Acuerdo de París es un tratado internacional de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) cuyo objetivo es que los países signatarios desarrollen acciones para “limitar el calentamiento mundial a muy por debajo de 2 grados centígrados; preferiblemente a 1,5 grados centígrados, en comparación con los niveles preindustriales”.

Este acuerdo entró en vigor el 4 de noviembre de 2016 y en 2020 cada parte contratante, incluyendo Bolivia, presentó su plan de contribuciones determinadas a nivel nacional (NDC por sus siglas en inglés) para lograr los objetivos.

En su plan, Bolivia plantea la meta de mantener y conservar “16 millones de hectáreas de superficie de humedales designadas como sitios Ramsar” hasta el año 2030. Toma como parámetro de partida al año 2020 con esos 16 millones como el 100% de la superficie. También menciona como meta el incremento de funciones ambientales a través de la conservación de bofedales y humedales en general.

La sequía de la laguna Concepción es el segundo caso conocido “crítico”. El primero fue el del lago Poopó en Oruro, otro de los sitios Ramsar en Bolivia, que también experimenta una severa sequía desde hace al menos ocho años hasta llegar a tierra árida. Tomando en cuenta sólo estos dos casos cabe preguntarse si, más allá de los papeles, los planteamientos del plan del NDC Bolivia son realistas y transparentes.

“Lastimosamente, en Bolivia, así como en varios otros países, muchos humedales de importancia internacional se encuentran en un estado crítico de conservación; el lago Titicaca, el lago Poopó, el Pantanal y la laguna Concepción son un claro ejemplo de esta realidad”, dice la abogada Velarde.

Convenio Diversidad Biológica

Bolivia es parte del Convenio sobre la Diversidad Biológica, de la ONU, desde el 1 de enero de 1995. Este instrumento busca promover medidas que conduzcan a un “futuro sostenible” de ecosistemas, especies y recursos genéticos.

En el inciso f) del artículo 8 del Convenio sobre la Diversidad Biológica se establece que cada parte contratante: “Rehabilitará y restaurará ecosistemas degradados y promoverá la recuperación de especies amenazadas, entre otras cosas mediante la elaboración y la aplicación de planes u otras estrategias de ordenación”. En tanto que el inciso d) del artículo 10 manda: “Prestará ayuda a las poblaciones locales para preparar y aplicar medidas correctivas en las zonas degradadas donde la diversidad biológica se ha reducido”.

Sin ir más lejos, la Constitución Política del Estado de Bolivia en su artículo 374 numeral III establece que las aguas fósiles, glaciares, humedales, subterráneas, minerales, medicinales y otras “son prioritarias para el Estado, que deberá garantizar su conservación, protección, preservación, restauración, uso sustentable y gestión integral; (en tanto) son inalienables, inembargables e imprescriptibles”.

De todos los compromisos asumidos, ¿qué hizo realmente el Estado boliviano en el caso de la laguna Concepción?

Desde el Estado

Documentos Según la Estrategia para la Gestión Integral de los Humedales y sitios Ramsar en Bolivia (2017) del MMAyA, el Estado se marcó como acciones: la elaboración de un “estudio sobre la importancia de la laguna Concepción en la migración de aves acuáticas”, un “inventario nacional de humedales” y un “registro de actores”. Además, la creación del “Sistema de Información de Humedales de Bolivia de acceso público” y de “centros de interpretación ambiental en humedales priorizados”.

Respuesta Hasta el cierre de esta edición, el MMAyA no respondió si esos materiales existen o si las acciones previstas se ejecutaron.

“No hay una ley específica sobre áreas protegidas en San José de Chiquitos. Es un compromiso pendiente”.

Concejala Vilma López

26,6% de bosque circundante a la laguna Concepción se perdió desde 1986, según la FCBC.

“Vamos a hacer un estudio multitemporal para ver cómo ha ido disminuyendo el espejo de agua”.
Romer Miserendino, Dicopan

Fuente: Pagina Siete.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más