FmBolivia
Uniendo a más bolivianos en todo el planeta.

Alcalde de Trinidad denuncia arremetida regionalista y odio por parte de la Gobernación

Cristhian Cámara, Alcalde de Trinidad, denuncia ser víctima de una campaña de desprestigio por parte de la Gobernación beniana, motivada por odio y regionalismo.

Trinidad, Beni, 3 de abril de 2024 (FmBolivia).- El Alcalde de Trinidad, Cristhian Cámara, denunció públicamente ser víctima de una arremetida de regionalismo y odio por parte de la Gobernación del Beni. Esta denuncia se produce después de que la Fiscalía lo imputara en un caso por presuntos malos manejos económicos durante su gestión como director del Comité de Operaciones de Emergencia Departamental (COED) entre 2018 y 2020.

Cámara, en una entrevista con el programa La Tarde en Directo de ERBOL, calificó este proceso como una «rencilla política marcada de regionalismo y odio». Aseveró que ha sido víctima de diversos ataques, incluyendo la pintada de su vivienda con la leyenda «colla de m*****», la golpiza a un funcionario suyo, la quema de vehículos y la rotura de vidrios.

El Alcalde, nacido en Cochabamba, pero radicado en Beni desde el año 2000, afirma que la campaña en su contra busca desprestigiarlo por su origen colla. Incluso, mencionó que la campaña revocatoria en su contra apelaba a este sentimiento regionalista.

Cámara señaló directamente al gobernador de Beni, Alejandro Unzueta Shiriqui, y a su familia como responsables de esta arremetida. «Es un grupo familiar que odia al colla y quiere trabar por sobre todas las cosas a que termine su gestión», denunció.

Respecto a la imputación en su contra, Cámara niega cualquier responsabilidad y asegura que se le acusa de actos administrativos que no le correspondían como director de emergencia. Además, argumenta que durante ese tiempo no percibía un salario de la Gobernación, ya que se encontraba en comisión de las Fuerzas Armadas.

Cámara confesó que se arrepiente de haber dejado la carrera militar para asumir como director del COED, debido a los problemas que le ha acarreado, como seis meses de detención domiciliaria por un caso relacionado con 25 litros de gasolina.

A pesar de las dificultades, el Alcalde de Trinidad asegura que no se rendirá y continuará trabajando por su ciudad. «No me gusta manejar dinero del Estado y mi gestión no es corrupta», afirmó.

Este caso pone de relieve la persistencia del regionalismo y el odio en la sociedad boliviana, y la necesidad de fortalecer el diálogo y la tolerancia para construir un país más justo e inclusivo.

Comentarios
Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más