FmBolivia
Uniendo a más bolivianos en todo el planeta.

A falta de lluvias, al menos 3 lagos pierden su nivel de agua; el Poopó desaparece

La falta de lluvias en ciertas de regiones del país no solo ha tenido efectos negativos como la sequía, sino además ocasionó que el nivel de los lagos rebajen, incluso, el lago Poopó está “casi desaparecido”, alerta Irma Lucia Walper, jefa de la Unidad de Pronósticos Hidrológicos del Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi).

Se trata de al menos tres lagos afectados. Según Walper, el lago Titicaca perdió un metro de su nivel de agua.

“Todos los días se manda un reporte del estado actual del lago menor (Titicaca) y lo que se puede rescatar es que según los reportes ha bajado un metro por debajo de los niveles normales en época de estiaje”, dijo Walper a Urgente.bo.

Sin embargo, indicó que habrá un aporte importante de lluvias por la cuenca del río Desaguadero, parte de Mauri y la cuenca del río Lauca, que ayudará a recuperar un porcentaje las pérdidas de nivel.

Pero no solo se trata del lago Titicaca, pese a que en enero del 2022 el lago Poopó revivió gracias a las lluvias, ahora según la jefa de la unidad, la reserva está cerca de desaparecer. Expuso que el área que queda del lago es bastante pequeña.

“El lago Poopó está casi desaparecido, es una pérdida muy grande para la región, no hubo muchos aportes (de lluvia) en el lago, esperemos que este fin de semana haya aportes importantes”, aseveró.

En el caso del lago Corani, en Cochabamba, también se reportó bajos niveles. Solo cuenta con el 30% de agua, según la Subalcaldía. Walper prevé que pronto haya una recuperación.

“Probablemente se recupere porque en Cochabamba el suelo es más fértil, en comparación al lago Poopó, se espera que se recupere y en área, el lago Corani es mucho menor del lago Poopo y nuestro lago menor (Titicaca)”, dijo.

Detalló que Bolivia sufrió tres años consecutivos con el fenómeno de la Niña y que afecta bastante en la época de estiaje, sin lluvias en el altiplano (La Paz, Oruro y Potosí). Además, a falta de precipitaciones hubo poca aportación de agua en los suelos y por lo tanto se reportaron sequías.

“Nuestros índices nos indican que no hay un nivel de agua disponible en el suelo para los cultivos, entonces, el agua también ha sufrido la evaporación”, explicó.

La afectación en nevados.

La situación es crítica, la directora indicó que los nevados en la cordillera oriental y occidental han sufrido de pérdidas y no hubo ningún aporte significativo.

“Son recursos hídricos a futuro y lo que se ha tenido son pérdidas durante los últimos tres años seguidos del fenómeno de la Niña”, mencionó.

Fuente: Urgente.bo

Comentarios
Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más