Alcalde revocó convenio denunciado de anomalías

El alcalde de La Paz, Luis Revilla, informó ayer que ha decidido dejar sin efecto el convenio que firmó el Gobierno Municipal con el empresario Edwin Saavedra, para permitir la construcción del complejo de edificios World Trade Center.

La decisión se asume luego de que el proyecto fue involucrado en un presunto tráfico de influencias que implican al concejal Fabían Siñani.

“He tomado la determinación de resolver este convenio, de dejar sin efecto este convenio, de tal manera que no sea utilizado políticamente por nadie y esté poniendo en tela de juicio la transparencia de nuestra gestión municipal”, afirmó Revilla en conferencia de prensa.

El convenio salió a la luz después de revelarse que la esposa de Siñani, Maricruz Medrano, fue representante legal del empresario Edwin Saavedra, quien impulsa el World Trade Center, y que además es accionista de Tersa, encargada del recojo de basura y de Toyosa.

Entre quienes se manifestaron contra el convenio está la concejala de Sol.bo, Cecilia Chacón, quien denunció varias irregularidades, como por ejemplo que se haya permitido construir edificios de hasta 65 pisos en un sector (Curva de Holguín) donde no debería haber más de seis plantas.

El convenio fue aprobado por el Concejo, en diciembre de 2017, con el voto de Fabián Siñani, entre otros concejales, en una sesión que fue adelantada un día y que se hizo en ausencia de Chacón. Esto fue criticado debido a que la esposa del concejal de Sol.bo era representante legal del empresario interesado.

Siñani reconoció que votó en esa sesión, pero aclaró que el trámite fue realizado por Boris Kuscevic, gerente del proyecto World Trade Center y ejecutivo de Toyosa, y no por su esposa.

Diputadas del MAS destacaron la actitud de Chacón y criticaron a la Alcaldía por el supuesto favoritismo al grupo empresarial de Tersa y Toyosa. Pidieron incluso a Carlos Mesa, aliado de Sol.bo, que se manifieste al respecto.

El alcalde Revilla sostuvo ayer que ningún proyecto privado puede poner en tela de juicio la transparencia de la Alcaldía, por lo cual decidió dejar sin efecto al convenio.

Explicó que mediante el convenio, el empresario Saavedra se comprometía a pagar cuatro obras viales en beneficio de la ciudad, en el sector donde se haría el complejo de edificios. Asimismo iba a entrar a la urbe una propiedad horizontal para la estación del Puma Katari.

Aseveró que antes de que se ejecute el proyecto, el convenio señalaba que se debía hacer revisiones técnicas y remitirlas al Concejo Municipal, para su aprobación.

Revilla indicó que no hay mayor consecuencia de esta decisión, más que perder una inversión para el municipio. (Erbol)

El Diario.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más