Gobierno cambia de estrategia y se acerca a yungueños con proyectos

En los últimos días, el Gobierno nacional cambió de estrategia para poner fin al conflicto de Adepcoca que exige el cierre del mercado paralelo. El ministro de Desarrollo Rural y Tierras, Remmy Gonzales, mientras sostenía acercamientos internos con la dirigencia para convocarlos a dialogar, también se acercó a los campesinos y alcaldes de los Yungas para suscribir financiamientos para ejecutar proyectos productivos.

“Hemos estado hablando no sólo con la dirigencia sino también con los actores vivos políticos de la zona productora de coca, con los alcaldes, con las federaciones regionales, con los sindicatos (…) la gente de allá (Yungas) no sólo se dedica a la producción de hoja de coca sino también a la producción de hortalizas, de frutas y flores, y hay bastante deterioro en el acceso a caminos y puentes, entonces se ha decidido trabajar”, indicó Gonzales en conferencia de prensa.

Financiamiento de proyectos

Fue así que el martes 30 de agosto, el titular de Desarrollo Rural y el viceministro de Coca y Desarrollo Integral, Benjamín Lovera, llegaron hasta los Yungas para firmar convenios con la Mancomunidad de Municipios de los Yungas por un monto de 15.132.825,90 bolivianos.

“Estamos suscribiendo un convenio de 15 millones de bolivianos con los diferentes municipios presentes que están siendo canalizados a través del Fondo Nacional de Desarrollo Integral (Fonadin)”, decía Gonzales.

A ese monto de financiamiento se sumará otro acuerdo, ya que se tiene programada la firma de más convenios con un financiamiento adicional de 11 millones de bolivianos a través del Fonadin y la Unión Europea.

“Del proceso de cambio”

“Yo sé que estamos en un mal momento en los Yungas, pero creo que también merecemos estos proyectos (…) queremos hacer conocer que los Yungas durante esta gestión todos los alcaldes somos del proceso de cambio, por eso queremos agradecer estos convenios con Fonadin”, afirmó el presidente de la Mancomunidad de Municipios de los Yungas, Bernardo Mamani, quien terminó su discurso con vivas al ministro Gonzales.

Mientras, en esa misma jornada la dirigencia de Adepcoca (Asociación Departamental de Productores de Coca) organizaba la marcha que partirá el 4 de septiembre desde los Yungas y decía que no estaban pidiendo obras para su región, ya que primero exigían el respeto a los más de 43.000 productores de coca de las zonas tradicionales yungueñas.

No obstante, el Ministro de Desarrollo Rural y Tierras vio que la vía más favorable para solucionar el conflicto cocalero es con acercamientos a los productores yungueños que se dedican no sólo a plantar coca.

“Ya está empezando a haber una esperanza de poder entrar al diálogo; en ese sentido, ya he hablado de manera interna con las dirigencias que están en conflicto interno con Adepcoca”, manifestó Gonzales a tiempo de anunciar que convocó al diálogo a ambas dirigencias cocaleras por separado; es decir, a Freddy Machicado, presidente de la Adepcoca orgánica y después a Arnold Alanes, dirigente cocalero afín al MAS.

El primero en la lista era Machicado, que fue citado a reunirse a las 16:00, pero en la nota no se especificaba el lugar.

¿Diálogo a escondidas?

Mientras, a las 16:00 algunos dirigentes de Adepcoca en conferencia de prensa desde Villa Fátima decían que no iban a asistir al diálogo con el ministro Gonzales porque la convocatoria fue a destiempo y ni siquiera la invitación fijaba un lugar de encuentro; horas más tarde se conoció de manera extraoficial que tres dirigentes liderados por Freddy Machicado sí fueron a reunirse con el titular de Desarrollo Rural y Tierras en sus oficinas de la avenida Camacho.

“Este tipo de nota no goza de la seriedad correspondiente (…) hasta el momento (16:15) hemos esperado y no hay ninguna confirmación del lugar para reunirnos. Por eso no estamos asistiendo”, dijo uno de los dirigentes de Adepcoca desde Villa Fátima.

No obstante, después de las 19:00 se conoció la versión de los propios cocaleros que Machicado sí fue a reunirse con el ministro Gonzales junto con otros dirigentes, hecho que causó una gran molestia en los productores de coca que incluso hablaron de desconocer su dirigencia.

Este medio llamó con insistencia a los dirigentes, entre ellos Machicado, pero ninguno respondió a las llamadas.

Fuente: Pagina Siete

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más