Organizaciones políticas en Bolivia marchan sin ideología definida

A seis meses de comenzar un año electoral, las organizaciones políticas contestarías al oficialismo carecen de una base ideológica que defina el curso de su campaña, sus propuestas y solamente dan señales de una desideologización frente al populismo del Movimiento al Socialismo (MAS) que cataloga a sus contrarios como la derecha neoliberal negativa frente a un socialismo, según su discurso positivo. El análisis parte del politólogo Franklin Pareja.

“Se han desideologizado en alguna medida las fuerzas políticas y más de parte de la de oposición porque tienen un complejo de asumir y admitir que están más adentro de la democracia liberal, quizás porque, permanentemente, el Gobierno habla de la derecha como si fuera el defecto y habla del socialismo como si fuera la virtud”, afirmó Pareja.

La referencia del analista surge como una reflexión sobre lo que sucede en el ámbito político, en el sentido en que el MAS, aparentemente no tiene un interlocutor político adverso y claro que le pueda contraponer sus planteamientos con un sustento ideológico, y que muestre otro rumbo alternativo a los bolivianos.

Y quizás, este es un factor clave para entender la falta de organización en las fuerzas opositoras a comparación del MAS, que se esmera por expresar una postura ideológica que es lírica.

“Creo que al final las fuerzas opositoras, han caído en ese falso debate y no tienen la explicita honestidad de decir nosotros nos oponemos a esta visión izquierdista populista del MAS y somos más de la democracia liberal, quizás eso les ayudaría a convertirse en una alternativa”, aclaró Pareja.

BROCKMAN

En tanto, la politóloga, Ericka Brockman, cree que las ideologías de siglo XX ya no son válidas en la actualidad porque son muy conceptuales y que hoy por hoy en el siglo XXI, se debe velar por una ideología que no sea “ni tan Estado ni tan mercado”,

“Las ideologías de los años del siglo XX, nos han llenado de conceptos que hoy en día ya no es válido. Creo que el siglo XXI nace con una noción mucha más flexible de lo que es la ideología; entonces lo que hay que hacer es tomar en cuenta que la ideología debe ser ni tan Estado ni tan mercado”, manifestó Brockman.

Plantea también que si se trata de construir una ideología, tendría que ver mejor con las prácticas políticas que hoy en día está implementando el oficialismo

“Lo importante también es no caer mucho en fundamentalismos de estadistas ni de privatizadores, creo que la gran ideología tiene que ver más con las prácticas política en sentido de romper con el clientelismo político, con los personalismos políticos y con el culto a la personalidad”, señaló.

Entonces la propuesta de negar las actuales prácticas políticas del MAS, no se trata de volver al pasado, dijo, la politóloga, ni tampoco crear una alternativa totalmente opuesta sino que se debe mantener algunos aspectos.

“No se trata de volver al pasado sino que hay que aprender, (…) hay que corregir lo del pasado inmediato y corregir lo que Evo, no ha podido hacer y que la final se volvió mucho peor; pero se tendría que mantener las políticas de inclusión, la lucha contra el contra el racismo y exclusiones pero no sobre bases del clientelismo prebendal”, aseveró Brockman.


---------*---------
Scroll to Top