La mejor manera de mediar la temperatura a un niño es por la vía rectal

El médico pediatra Víctor Bueno Tejeda recomendó este jueves en El Café de la Mañana del Grupo Fides, que en caso de un niño tenga temperatura, la primera medida es confirmar con una medición con un termómetro el en recto del niño por ser la más exacta.

“Muchos padres creen que poner la palma de la mano es la cabeza del niño es suficiente para determinar si hay temperatura, pero no es así, el mejor método es la medición con termómetro de mercurio en el recto, y si da más de 38,5 grados el síntoma de alguna enfermedad”, indicó el pediatra.

Para Bueno “hay que determinar que la temperatura debe ser tomada con un termómetro de mercurio, porque los otros métodos no son tan exactos, por lo que hay que descartar esas venditas que se ponen en la frente del niño y cambian de colores, son muy imprecisas. En caso de un termómetro digital o electrónico es preferible uno para oído”.

El pediatra prosiguió “por lo general los padres toman la temperatura de tres maneras: por la boca, que es muy peligrosa, pues el niño se causa lesiones si muerde o rompe el termómetro. En caso de tomarse la temperatura en la axila, siempre se le debe sumar un 05”.

Bueno recomendó que en caso de comprobar que el niño tiene temperatura desabrigarlo y suminístrale un antipirético.

“Es común que cuando un niño tiene temperatura se lo abrigue más, pero eso no ayuda, hay que sacarle la ropa de abrigo, darle un antipirético hasta llevarlo al médico”, sostuvo el pediatra.

LA PAZ/El Café de la Mañana