Inspección confirmó abandono de hito

    Chuquisaca.- Luego de cuatro años, en la línea fronteriza entre Bolivia y Paraguay, Hito Villazón, las cosas no cambiaron; hay dos puestos adelantados del Ejército pero hace falta presencia del Estado con la dotación de servicios básicos, carreteras y comunicación, según información del director regional de Migración, Álvaro Durán.

El pasado 19 de junio, los miembros de la regional de Migración volvieron a inspeccionar Hito Villazón; a decir de Durán, en la zona nada cambió, no hay acceso caminero adecuado, no hay agua, electricidad y menos servicios de comunicación.

Se encontraron varios caminos comunales y hasta pistas clandestinas que hacen deducir que son lugares donde se desarrollan actividades irregulares.

“Hace falta la presencia del Estado”, dijo Durán en una entrevista con Correo del Sur, al explicar que el control es mínimo por parte de los soldados que están destinados a Hito Villazón.

En la zona no hay un puesto de control migratorio, sólo los soldados realizan el control del paso de motorizados y de personas, ya que es el paso fronterizo con Paraguay.

En 2013, la regional de Migración envió al Ministerio de Gobierno un proyecto para crear un puesto en Hito Villazón, con el fin de que el control sea más efectivo, pero hasta la fecha éste no se materializó; las razones se desconocen.

La pasada semana, en el poblado de Macharetí, se desarrolló una reunión interinstitucional con el fin de impulsar el desarrollo de esa región, brindando a los pobladores programas y proyectos de desarrollo productivo que permitan la asignación de servicios básicos y accesos viales.

“En el lugar debemos brindar condiciones para que el control sea efectivo, ya que por esas zonas ingresaría mercadería y hay un flujo migratorio entre Bolivia y Paraguay”, acotó Durán.

Al margen de Migración en la frontera deben estar instituciones como la Policía y la Aduana. (Correo del Sur)

El Diario.


---------*---------
Scroll to Top