Gobierno boliviano entrega alimentos a choferes bloqueados en Chile

Por instrucciones del presidente Evo Morales, el ministro de la Presidencia, René Martínez, entregó ayer alimentos y agua a transportistas bolivianos afectados por el paro aduanero en la frontera con Chile.

El 24 de mayo, la Asociación Nacional de Funcionarios de Aduanas de Chile (Anfach) inició el paro, que tiene carácter indefinido, ante el incumplimiento del gobierno de la presidenta Michelle Bachelet a los acuerdos firmados con ese sector en anteriores años.

Con esta acción, al menos 1.500 camiones fueron impedidos de transitar a los puertos chilenos, lo que generó una pérdida económica de unos 11 millones de dólares por día, según cálculos de la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia (CEPB).

La situación generó mayor preocupación entre las autoridades bolivianas por la decisión de Carabineros (Policía) de impedir la venta de alimentos a los transportistas que formaron una fila de miles de kilómetros para ingresar a territorio chileno.

Durante un acto en la comunidad de Maica Monte, Villa Tunari, Cochabamba, el presidente Evo Morales lamentó “que Carabineros impidan la venta de agua y alimentos a transportistas en la frontera con Chile”.

Dijo que el paro “no es solamente un atentado a la economía nacional, una agresión a la parte económica, sino la agresión a la parte humana porque los transportistas están bloqueados, sin comida, sin agua, sin servicios básicos, además de eso en semejante frío, es época de invierno, en el altiplano ahora reina la helada, el frío”.

Por ello determinó que el ministro de la Presidencia, René Martínez; el viceministro de Defensa Civil, Óscar Cabrera, y personal del Ministerio de Defensa trasladen agua y alimentos para los transportistas que están retenidos en Tambo Quemado, punto fronterizo con Chile.

Los funcionarios llegaron en la mañana a la zona, se reunieron con los choferes y les entregaron agua, galletas, atún y sardina.

En contacto con radio Panamericana, el titular de la Presidencia explicó que este operativo se realiza en coordinación con el Ministerio de Defensa ante la actitud de autoridades chilenas de no permitir que los transportistas accedan a la alimentación, que es un derecho fundamental entre países vecinos.

En consecuencia, denunció un atentado contra los derechos fundamentales de los connacionales, a quienes no se les permite tener acceso a alimentación y tampoco a primeros auxilios.

“Hemos hablado con algunos integrantes de esta entidad (Anfach) y nos dijeron que es probable que esto tenga mayor tiempo, hecho que nos está preocupando más”, expresó Martínez.

Los choferes, que están retenidos en el lugar desde el 24 de mayo, agradecieron la ayuda del Ejecutivo, pues además de que en algunos lugares se les impidió adquirir alimentos, en otros los precios son altísimos.

El Ministro y el Viceministro también tenían el propósito de entregar raciones a los transportistas bolivianos que pasaron el punto fronterizo de Chungará, pero carabineros chilenos se los impidieron porque no contaban con visa.

Ante esa decisión, las autoridades gestionaron el tránsito de un grupo de funcionarios, quienes entregaron la ayuda a los transportistas.

El Ministro insistió en que el Ministerio de Relaciones Exteriores evalúa el impacto del paro, y dejó abierta la posibilidad de demandar el hecho en organismos internacionales, como lo solicitó la CEPB.

“Está en evaluación de la Cancillería, y si es que tenemos que abrir denuncias ante entidades internacionales, hay que hacerlo”, indicó.


---------*---------
Scroll to Top