Gemela flagelada no quedará en la impunidad

    Abigail de siete años se debate entre la vida y la muerte en el Hospital del Niño de La Paz, a raíz del maltrato que su padre y madrastra, se presume, le causaron durante varios meses, en los que le provocaron varias fracturas y culminó en estado de coma. Su hermana gemela, quien también sufrió agresión, ya se encuentra internada en un hogar para niños. El Gobierno aseguró que el caso no quedará impune.

“La niña tiene una situación crítica, choque refractario, no responde a los medicamentos, falla multiorgánica, afectación del sistema renal, cardiovascular y hepático. Ella tiene un riesgo muy, pero muy, alto”, detalló Alfredo Mendoza, director del Hospital del Niño.

La trabajadora social del Grupo de Apoyo Civil a la Policía (Gacip), María Limachi, informó que al momento la niña se alimenta mediante sondas, y este procedimiento tiene un costo de Bs 1.200; la terapia intensiva casi Bs 2.000 al día más los medicamentos especializados, por lo que se solicita el apoyo de la población, ya que por la edad de la menor no cuenta con el Seguro Universal de Salud.

El examen forense develó que las dos tienen fracturas y lesiones anteriores a estas y que sufrieron maltrato infantil por lo menos durante seis meses.

Según el reporte policial, la niña fue llevada por sus tíos paternos en primera instancia al Hospital Coreano de la ciudad de El Alto, pero ante la gravedad de su estado de salud, el pasado viernes, la niña ingresó en estado crítico a la Unidad de Terapia Intensiva del Hospital del Niño.

Su hermana gemela también fue agredida, aunque su estado no es de tanta gravedad, actualmente, se encuentra en el “Hogar 24 Horas” de El Alto, mientras se realiza la investigación del caso y se determina la situación de ambas menores.

Agregó que dada la gravedad del cuadro clínico, el viernes fue ingresada a la unidad de terapia intensiva.

Al respecto, el viceministro de Seguridad Ciudadana, Carlos Aparicio, aseguró que el caso no quedará en la impunidad y que se trabajará en normativas y prevención para luchar contra el maltrato infantil.

“Esta niña ha sufrido las torturas más impensables, no puede quedar en la impunidad agresiones contra nuestros menores de edad, vamos a hacer seguimiento estricto de este caso como mandato del ministro de Gobierno, Carlos Romero”, comunicó y pidió a los hospitales no dejar pasar este tipo de hechos.

José Luis Choque (padre) y Brígida Mamani (madrastra) fueron aprehendidos el sábado por la Policía, tras ser denunciados de golpear a las menores de siete años. Actualmente, ya cuentan con detención preventiva.

También se investigará el grado de responsabilidad que podría tener la madre de las niñas, Virginia Mamani, ya que admitió que no veía a sus hijas hace seis meses, cuando el padre presuntamente se las quitó “por la fuerza”. Dijo que recién el día sábado se enteró de lo sucedido por medio de la prensa.

Mamani indicó que no intentó recuperar a las niñas por miedo a su expareja, que según dijo es un hombre violento, sin embargo, nunca denunció el hecho ante ninguna instancia. “Su padre me quitó del colegio, no avisé por miedo, constantemente me amenazaba”. Agregó que el 13 de junio fue la última vez que vio a las gemelas.

Ambos acusados alegaron inocencia señalando que fue la hermana gemela de la niña en terapia intensiva, la que había causado el daño a su hermana al haberle hecho caer una batea. Sin embargo, el informe forense señala que ambas niñas fueron víctimas de maltrato infantil durante varios meses.

El Diario.


---------*---------
Scroll to Top