FESIMRAS determina paro de 48 horas la próxima semana

   A través de una circular, la Federación de Sindicatos Médicos y Ramas Afines (FESIMRAS), de la Caja Nacional de Salud, instruye a los SIMRAS regionales y Sub regionales acatar el paro de 48 horas la próxima semana.

Los trabajadores y los médicos declaran paro nacional movilizado de mandiles blancos, de 48 horas, el día miércoles 28 y jueves 29, y por la tanto instruyen a sus regionales a preparar, organizar y coordinar las acciones.

La decisión obedece a la decisión que asumieron los trabajadores, con respecto al nombramiento del nuevo gerente general de la CNS, Juan Alfredo Jordán, que piden su destitución.

Debido a que no tiene un título de médico; la ministra de Salud, Ariana Campero, señalaba que dentro de la norma, no especifica que un médico debe ocupar el cargo.

SEGURO ÚNICO DE SALUD

Entre tanto, Campero, el pasado jueves, descalificó las movilizaciones que realizan los trabajadores de la Caja Nacional de Salud (CNS), y aseguró que la creación del Seguro Único de Salud que proyecta el Gobierno no se realizaría con fondos de la Seguridad Social.

Los trabajadores de la Caja Nacional de Salud (CNS) se encuentra en estado de emergencia y realizaron el pasado 20 un paro de 24 horas en demanda de la renuncia del nuevo gerente, Juan Alfredo Jordán, de quien dicen no es apto para el cargo, toda vez que no cumple con los requisitos para ejercer en el cargo.

Al respecto, la ministra de Salud aseguró que el paro fue declarado ilegal y se están realizando los trámites respectivos para los descuentos cuando se emitan las boletas de pago.

“Exhortamos a los dirigentes de los trabajadores ponerse la mano al pecho porque la solución no es el paro, salud no puede parar se constituye en un atentado contra la vida, que clase de dirigente como el de la Central Obrera Boliviana COB convoca a paro “, sostuvo.

La susceptibilidad radica también en la posibilidad de vincular el Seguro Único de Salud que proyecta el Gobierno, con la seguridad social.

“El Ministerio de Salud tiene una propuesta que no afecta a la seguridad social, al contrario lo que se hará es que la CNS asuma el pago de sus asegurados, porque hoy los asegurados a esta instancia terminan atendiéndose en los hospitales públicos que dependen de las Gobernaciones y Municipios, y no están haciendo las cancelaciones por las prestaciones”, señaló.

Explicó que la CNS es una instancia históricamente ineficiente con baja ejecución y pocas proyecciones, recomendó que la CNS necesite transformaciones mucho más profundas que hacer paros.

“La CNS al año tiene más de 4 mil millones de bolivianos, y la gestión 2015 terminó con 1.700 millones de bolivianos sin ejecutar, teniendo tanta necesidad. La CNS es autónoma administrativamente y además en gestión, para este año se espera la misma ejecución”, sostuvo.

Campero aseguró que en su momento se dará a conocer las determinaciones respecto a la creación del Sistema de Seguro Único de Salud Universal, sin embargo este será financiado por el Gobierno y no así por la seguridad social.

El Diario.


---------*---------
Scroll to Top