Encarcelaron a quienes investigaron y cuantificaron robo a Banco Unión

La Fiscalía determinó señalar como cómplices y enviar a la cárcel a dos funcionarias que investigaron el desfalco al Banco Unión.

La Fiscalía determinó investigar, señalar como cómplices y enviar a la cárcel a dos funcionarias que investigaron y realizaron el cálculo inicial de 37,6 millones de bolivianos, que se presume fueron desfalcados al Banco Unión por el funcionario Juan Franz Pari, “pese a que ambas presentaron informes y revelaron las irregularidades desde agosto de este año”, así lo afirmó Paola Barriga, abogada de una de las imputadas en el caso.

HALLAZGOS

Entre los primeros hallazgos de la investigación realizada en agosto pasado por Marihela Valdés Romero, subgerente regional de Operaciones del Banco Unión, y la jefe de Agencias, Carmen Vargas, está la supuesta “inexistencia” de dos notas de egreso de dinero por Bs 490 mil del 31 de mayo de 2017.

Ese monto fue el inicio de la pesquisa contra Pari, quien fue detenido el 26 de septiembre en la céntrica plaza Isabel la Católica junto a su amante, la argentina Luciana Cagnola, la misma que habría sido dama de compañía y al influjo del golpe de Pari se convirtió en empresaria con el capital sustraído del Banco.

De acuerdo con la explicación brindada por la abogada Barriga, su cliente fue informada de la conducta sospechosa y los gastos ostentosos que Pari hizo público en las redes sociales, cuyas grabaciones y fotografías ahora juegan en su contra.

ALERTA

Valdés refirió que el 31 de julio recibió una llamada telefónica de tres funcionarios del banco: El jefe nacional de seguridad, jefe nacional de microcréditos productivos y del analista de control operativo, quienes le informaron que Pari salía en el Facebook, en una aparente celebración, mostrando varias botellas de whisky, además como parte de un supuesto vuelo chárter.

La primera acción fue informar del hecho al jefe nacional de Operaciones, José Luis Quiroz, y al gerente regional de La Paz, Iver Vargas. Quiroz fue el primer destituido, víctima de la presión mediática cuando el escándalo ya era tema de la agenda informativa nacional.

El 2 de agosto, Valdés instruyó realizar una inspección sorpresa a la agencia a cargo de Pari. Habrían ejecutado la orden tres funcionarios, entre ellos, la jefe de Agencias, Carmen Vargas,

MANIPULACIÓN

Según el informe BUN/SGROP/20/2017, se concluye que para el desfalco, Pari manipulo el sistema denominado Unibanca.

Debido a la falta de control en las cuentas de fondos asignados a los cajeros automáticos se presume también que este tipo de problemas se “podría haber presentado en cualquier agencia de Bolivia”.

INCUMPLIMIENTO

Por motivos desconocidos aún, de octubre de 2016 al 3 de abril de 2017, la Unidad de Riesgo habría dejado de realizar la revisión de cierre de cajas.

Asimismo, se conoció que en las gestiones 2016 y 2017, no se efectuaron Auditorias de Riesgo Operativo a las agencias de Batallas y Achacachi.

Extrañamente, el cargo de la subgerencia nacional de Operaciones del Banco Unión estuvo acéfalo por un período de dos años.


---------*---------
Scroll to Top