Cocaleros de los Yungas no están de acuerdo con proyecto de ley

Ayer se realizó una asamblea en los Yungas y se decidió no permitir el límite de 13.000 hectáreas de cultivo para La Paz y 7.000 para Cochabamba.

Los cocaleros de los Yungas de La Paz se declararon en emergencia y rechazaron el proyecto de Ley General de la Coca enviado por el Gobierno al Legislativo, que establece una extensión máxima de 13.000 hectáreas de cultivo para el departamento paceño.

Aseguraron que no permitirán que se ponga un límite para los cultivos dentro del cordón tradicional que se definió en un convenio de 2008 y que, si bien no especifica extensiones, abarca a 394 comunidades, que por supuesto representan más de 13.000 hectáreas.  

"Seguimos en emergencia. No nos pueden imponer una cantidad de hectáreas, nos quieren sorprender por ese lado. Se debe respetar los cultivos dentro del cordón tradicional”, informó ayer el vicepresidente de la Asociación Departamental de Productores de Coca (Adepcoca), Gregorio Chamiso.

La Ley 1008 se promulgó en 1988 y establece que en el país sólo pueden cultivarse  12.000 hectáreas de  coca. La norma será reemplazada y el Gobierno pretende que el nuevo límite sea de 20.000 hectáreas, 13.000 para La Paz y 7.000 para Cochabamba.

 Adepcoca no está de acuerdo con esas cifras. En 2016 enviaron al Ejecutivo su anteproyecto para que se legalice el libre cultivo en el cordón tradicional, pero  la demanda fue descartada.

Amenazaron con medidas de presión si no se les prestaba atención. Fue así que el 13 de enero el presidente Evo Morales los recibió y -según los cocaleros- les garantizó que sus propuestas se tomarían en cuenta. Pero no sabían que dos días antes, el 11 de enero, el proyecto de las 20.000 hectáreas ya había sido enviado al Legislativo para su tratamiento.

 Esto les molestó. "Más que todo muchos estamos preocupados de que no se respete el anteproyecto de los Yungas”, dijo Chamiso.  Por ello ayer se reunieron en Chulumani (Sud Yungas) para decidir qué harán.

El cocalero Pánfilo Montecinos, quien participó en la elaboración del anteproyecto de Adepcoca, reiteró que no permitirían la cuantificación dentro el cordón tradicional. "Quedamos que la propuesta que entregamos debe ir tal como está escrita, no aceptaremos el proyecto del Gobierno. Además coca cero para el Chapare, que debe demostrar a dónde va lo que producen, ¿dónde se consume?”.

Chamiso y Montecinos explicaron que esperarán la próxima reunión con el Presidente, el 28 de enero, para ver si sus demandas son atendidas o se debe recurrir a medidas de presión.
Página Siete


---------*---------
Scroll to Top