Bolivia debe dar un viraje a la producción con valor agregado

• Para el exministro de Trabajo Horst Grebe existe un entorno internacional sin globalización. Dijo que el freno en el crecimiento de China trajo un “desbarajuste” en el sistema económico tanto político como mundial • El país no puede seguir sustentando su crecimiento en la exportación de gas y minerales porque los altos precios de las materias primas no volverán a repetirse. Hay un nuevo ciclo que comenzó hace dos añ
 -
 A
 +

Augusto de la Torre, exfuncionario del Banco Mundial, manifestó que aún es tiempo de intentar un viraje en las políticas económicas, para salir de la dependencia de las exportaciones básicas.

Seis expertos internacionales coincidieron en señalar que el boom de los altos precios internacionales para las materias primas no volverá en razón a los cambios ocurridos en la economía internacional. Esta fue la conclusión más importante del foro realizado el pasado 11 de mayo en un céntrico hotel de la sede de Gobierno que analizó las alternativas para el país y la región ante el nuevo escenario político y económico mundial.

Augusto de la Torre, exfuncionario del Banco Mundial; Enrique García, expresidente de la Corporación Andina de Fomento (CAF); Horst Grebe, exministro de Trabajo; Gonzalo Chávez, director de Maestrías para el Desarrollo de la Universidad Católica; además de Juan Antonio Morales y Xavier Nogales, expresidentes del Banco Central, llegaron a esa conclusión durante las deliberaciones del foro que congregó a unos 300 participantes del sector privado del país en su gran mayoría ejecutivos de la industria nacional.

De la Torre, de nacionalidad ecuatoriana, fue muy claro al señalar que la economía de China no volverá a crecer 11 por ciento como lo hizo en el período de los altos precios internacionales. Dijo que su expansión será, en el mejor de los casos, 6 por ciento.

ESCENARIO MUNDIAL

Por otro lado, manifestó que en el nuevo escenario mundial, los mercados tienden a cerrarse con el advenimiento del presidente Donald Trump y la salida del Reino Unido de la Comunidad Europea.

De la Torre dijo que según un estudio sobre 16 productos que más exporta la región latinoamericana se evidenció que los términos de intercambio se debilitaron en la región, sin embargo, destacó el comportamiento de la economía boliviana, resultaba atípica porque pese al shock externo, siguió creciendo, aunque a una menor velocidad. Grebe planteó una reconfiguración de la integración regional ante un mayor proteccionismo que limita la circulación de bienes y personas, pero dijo que debía dejarse atrás el voluntarismo en esta materia.

CRECIMIENTO

Tanto De la Torre como Morales señalaron que el crecimiento boliviano se debió a la fuerte incidencia de la inversión pública que representa seis quintas partes del total de la inversión en el país, aspecto que no sería sostenible, dado que los recursos estatales deben ser complementarios a la inversión privada. De la Torre incidió que el gobierno del presidente Evo Morales no podrá sostener por mucho tiempo la inversión estatal en esos niveles, a lo que agregó las consecuencias de mantener el tipo de cambio fijo, sin ganancias de productividad que lo respalde.

GASTO

GUBERNAMENTAL

El experto ecuatoriano dijo también que un aspecto importante es analizar el tipo de gasto del Gobierno y destacó las políticas sociales en Bolivia a las que calificó de “espectaculares” por los resultados logrados en cuanto al progreso social y la disminución de la pobreza extrema. “Bolivia tuvo mucha potencia en este tema”, sostuvo a tiempo de mencionar que este desempeño no tiene necesariamente que ver con el salario mínimo respecto del bienestar alcanzado.

SOSTENIBILIDAD

Morales se preguntó si el progreso social alcanzado en Bolivia era sustentable sino más bien transitorio, en un escenario donde la minería aporta con 30 por ciento de las exportaciones y la construcción que crece a un ritmo mayor que la economía, pero que el empleo que genera es predominantemente mano no calificada. El expresidente de la CAF, Enrique García, habló de mejorar la educación, y del necesario consenso para apuntalar una reorientación de la política económica en Bolivia.


---------*---------
Scroll to Top