Barrio Bautista Saavedra no tiene recursos para obras

Los vecinos de la urbanización Bautista Saavedra, Unidad Vecinal “CH”, denuncian que por falta de apoyo económico adecuado parte del Plan Operativo Anual (POA), zonal, que corresponde al municipio, las calles se encuentran abandonadas y en mal estado, además de la carencia de construcción de infraestructura, como parques y plazas para más de 8.000 habitantes de este barrio del Distrito 14, que se encuentran al sur de la urbe alteña.

En visita que efectuó EL DIARIO a esta zona, ha podido constatar que efectivamente la mayoría de sus calles y avenidas se encuentran de tierra y llenas de lodo en algunas, porque no existe un proyecto municipal para que se pueda implementar enlosetados que posibiliten el mejoramiento de estas vías, por lo que la tierra y el agua son los principales problemas en el trajín diario de sus habitantes que desde hace 20 años atrás tienen que soportar estas incomodidades.

POA ADECUADO

El presidente de esta zona, Julio Quispe, que tiene a su cargo la conducción de su barrio, en la gestión 2017-2019, a pesar del abandono que sufren por parte, especialmente, de las autoridades ediles tiene el desafío de lograr un POA adecuado para la zonas que pueda dar la posibilidad de mejorar sus calles e implementar mayor infraestructura con prioridad de campos deportivos, plazas y parques que tanta falta hacen.

Este barrio que fue fundado el 19 de abril de 1998 ya cuenta con al menos 20 años de vida, pero producto del abandono al que fue sometido siempre por autoridades del Gobierno Municipal, anteriores y el actual, no tiene la posibilidad de brindarle a sus habitantes una mejor vida con mejores calles, y lo que es más importante los servicios básicos adecuados.

ALCANTARILLADO SANITARIO

Producto de la falta de coordinación entre las autoridades de Epsas y el municipio, hasta la fecha este barrio no tiene instalado el servicio del alcantarillado sanitario, a pesar de contar con la red, por lo que los vecinos todavía tienen que utilizar pozos sépticos que en muchas de las ocasiones ponen en peligro la salud de sus habitantes por los malos olores que despiden estos sanitarios.

“A pesar de que tenemos la matriz instalada, hace 7 años atrás, pero lamentablemente Epsas, indica que primero el municipio debe construir la planta de tratamiento de aguas servidas en la zona de Tacachira, por lo que hasta la fecha no podemos utilizar este servicio y conformarnos con nuestros pozos ciegos, y lo peor es que las veces que fuimos a reclamar a las autoridades del municipio nos señalan que no existe un presupuesto para la construcción de esta planta, así es que tenemos que seguir esperando", afirmó el presidente de la zona, Julio Quispe.

DEFICIENCIAS EN SERVICIOS PREOCUPA A VECINOS

La zona de Bautista Saavedra, Unidad Vecinal “CH”, del Distrito 14, está expuesta y a merced de la delincuencia, a pesar de que en este barrio existe un módulo policial, pero con dos efectivos es insuficiente para más de 8.000 habitantes.

Producto de esta falta de control policial en las calles de este barrio, dicha zona se ha convertido en un verdadero peligro, especialmente por las noches, porque la falta de patrullaje de los efectivos del orden no llega ni a la mínima parte de dicha urbanización.

"Nuestras calles son muy oscuras y es por eso que la delincuencia aprovecha este problema, por eso que es ponemos muñecos y cerramos las vías, pero no es suficiente, inclusive los antisociales actúan en pleno día entrando a robar a las casas", afirmó el presidente de la zona Julio Quispe.

ALUMBRADO PÚBLICO

Otra de las deficiencias que tienen las calles de esta zona, es la falta de un adecuado alumbrado público, porque muy pocos focos funcionan, lo que también es aprovechado por los grupos de personas sospechosas que merodean por las vías.

Sobre este problema, la dirigencia de la zona exigió ante las autoridades de la Subalcaldía del distrito la reposición de los focos quemados, pero como respuesta solo recibieron que no existe un presupuesto adecuado como para realizar este trabajo.

BASURA

Por otro lado, el mal servicio del recojo de la basura preocupa a la vecindad de este barrio, porque a falta de contenedores o la presencia del carro basurero las esquinas de las calles y avenidas hasta inmediaciones de la unidad educativa de la zona se han convertido en botaderos con la presencia de canes y el peligro de contaminación ambiental.

Muchas fueron las oportunidades que dirigentes y vecinos reclamaron por este mal servicio por parte de la empresa Trebol, pero hasta la fecha nada ha mejorado a pesar de los compromisos, a pesar del pago de este servicio mediante la factura de energía eléctrica.

"Este es un problema de nunca acabar por parte de la empresa que recoge la basura en nuestra zona, a pesar de que hemos pedido por lo menos contenedores, pero ni así nos hacen caso, por eso es que nuestras calles se encuentran llenas de basura que afean a nuestro barrio, además con el peligro de una enfermedad para nuestros niños, porque los alrededores del colegio existe mucha basura", aseguró el presidente de la zona.

SONDEO DE OPINIÓN

CASIANO FLORES

Lo primero que necesitamos en nuestra zona, es el mejoramiento de nuestras calles, para lo cual hemos pedido a las autoridades municipales, pero poco o nada les importa este tema, parece que solo favorecen a las zonas que son del color político que tienen.

Por otro lado, la inseguridad de nuestro barrio se ha convertido en la preocupación de todos nosotros, especialmente en las noches, porque como tenemos a nuestros hijos estudiando, ellos llegan tarde y corren el riesgo de ser asaltados en cualquier momento.

JULIA CALA

Pedimos a las autoridades municipales mucha infraestructura, como campos deportivos, parques y plazas, porque lo poco que tenemos, además están completamente abandonadas además de la construcción a medias, sin que nadie pueda darle solución a este problema.

De la misma forma, por falta de apoyo económico como parte del POA, nuestras calles desde hace 20 años que tiene nuestra zona están completamente abandonadas todas llenas de tierra y en la época de lluvia se convierte en un peligro, porque se llenan de agua y barro.

JULIO QUISPE

Como dirigentes tenemos el desafío de lograr, mediante algunos proyectos, primero el mejoramiento de nuestras calles que se han convertido en una verdadera preocupación para todos nosotros, porque están llenas de tierra, sin que a las autoridades municipales les interese este tema, a pesar del pedido que hemos hecho.

Por otro lado, exigimos un POA adecuado para nuestra zona, para mejorar la única plaza que ha quedado a media construcción a pesar de ser un lugar céntrico de nuestro barrio, no tenemos campos deportivos para nuestros jóvenes.


---------*---------
Scroll to Top