Algunos estudiantes entre agresores contra mujeres

El estudio realizado con apoyo de la Unión Europea indica que los estudiantes ejercen mayor violencia contra sus parejas.

Una mujer de 22 años fue víctima de violencia por parte de su expareja de 21 años. Fue golpeada con patadas y puñetes en la calle por haber llegado tarde a recoger a su hijo. De acuerdo con el médico forense, la agredida tiene escoriaciones y hematomas en el rostro, en sus extremidades superiores e inferiores. El hecho ocurrió en El Alto”, informó la directora de la Fuerza Especial de Lucha contra la Violencia (Felcv), Karina Figueroa.

La investigación sobre la violencia contra la mujeres, realizada por la Centro de la Promoción de la Mujer Gregoria Apaza y por la Felcv, con el apoyo de la Unión Europea, da cuenta que los estudiantes (jóvenes) son los principales agresores de las mujeres.

El 2018, en El Alto de cada 100 agresores, 51 son estudiantes, 12 son choferes, 9 de profesiones libre, 9 son albañiles y 7 desempleados.

De igual manera, en la ciudad de La Paz, los principales agresores de las mujeres son los estudiantes. De cada 100 agresores, 30 son estudiantes, 17 son comerciantes, 16 son fabriles, 15 son choferes, 7 son albañiles y 3 son mineros.

“Se realizó una escala de los principales agresores, están encabezando los estudiantes, los comerciantes y choferes, como los principales”, afirmó la coronel Figueroa.

El estudio realizado en ambas ciudades sobre la violencia revela también que las agresiones se dan en presencia de los niños, como el caso de María Ch. que fue brutalmente golpeada por su esposo en frente de sus dos hijos, de seis y tres años, quienes quedaron traumados profundamente.

“Mis hijos solo repiten: mi papá le ha sacado el ojo a mi mamá y se lo ha comido. Eso no más están repitiendo mis hijos, necesito ayuda”, afirmó María, postrada en una cama del hospital de Clínicas, con los dos brazos inmovilizados y con una venda que cubre en el ojo que perdió.

El estudio también da cuenta que de cada 10 mujeres, 9 son víctimas de violencia. De 10 agresores, siete se encontraban sobrios cuando ejercieron la violencia contra la mujer. El porcentaje restante se encontraba en estado de ebriedad o bajo efecto de alguna sustancia controlada. Además, el mayor número de casos de agresión ocurren en la tarde (entre las 13.00 y las 18.00 horas).

También se reveló que los médicos forenses no hacen una valoración correcta de las agresiones contra las mujeres. En muchos casos, los días de impedimento no coinciden con el grado de las agresiones propinadas. Estos son mínimos con relación al grado de agresiones causadas, como el caso de María que perdió un ojo y con dos fracturas en los brazos. A ella le dieron 15 días de impedimento.

Para la directora de la Felcv hay múltiples factores que llevan al hombre a ejercer la violencia, pero la principal es la falta de comunicación y comprensión entre las parejas.

La asesora legal de Gregoria Apaza, Lurdes Flores, asegura que la población ha naturalizado la violencia. “Los celos y la desconfianza, vemos que estas conductas son naturalizadas, que no se ve como una forma potencial de violencia”.

Para la directora de Gregoria Apaza, Tania Sánchez, es importante trabajar desde el Estado en programas de prevención, que permitan anular las conductas patriarcales y machistas que han contribuido a que incrementen los casos de violencia.

El Diario