18 de noviembre aniversario del Departamento de Beni

Un 18 de noviembre de 1842 el Presidente José Ballivian crea el Departamento del Beni y festeja su creación conmemorando el triunfo de la Batalla de Ingavi un año antes. Su creación se dio fomentando su poblamiento y la interconección entre el occidente y la amazonía boliviana.

Es así que el día 18 de noviembre, en homenaje al primer aniversario de la gran batalla de Ingavi, el Presidente de la República, General José Ballivian, creó el Departamento del Beni en el territorio de Moxos, fomentando su poblamiento e impulsando el estudio de nuevas rutas fluviales y terrestres que unirían esta región con el occidente.

El empeño de Ballivian por la colonización del oriente no encontró eco en los inversores europeos ni en los propios bolivianos. No consiguió que se organizaran compañías nacionales interesadas en sus proyectos. Por otra parte, tropezó también con la negativa de los países vecinos a permitir la libre navegación de barcos mercantes por las aguas de sus ríos.

De esta manera, el Beni llegó a considerarse como un Departamento más de la nacionalidad boliviana mediante un Decreto Supremo, dictado por la dinámica labor del Presidente Ballivian.

Además se celebra el movimiento independentista protagonizado por el caudillo indígena Pedro Ignacio Muiba. La historia del Beni se remonta a periodos prehispánicos, con la existencia de la cultura de los arawak, de quienes descienden los moxos y los baures, que fueron los pueblos que los jesuitas encontraron a su llegada a las llanuras del Beni, entre los años 1560 y 1600.
Beni, de una belleza salvaje y exuberante

De una belleza salvaje y exuberante, el departamento del Beni está ubicado el noroeste del país y es uno de los más extensos en superficie. Su clima es húmedo y cálido de tipo tropical.

Su capital, Trinidad, fue fundada en 1603 por el gobernador Juan de Mendoza de Mate de Luna, que venía de España con el encargo de fundar dos ciudades en el territorio de los Moxos. Con este objeto, reclutó un contingente de 150 hombres y se embarcó en la ruta del río Guapay. Según los historiadores, la expedición de Mate de Luna, avanzó hasta el territorio de los cunaguanas, donde fundó un pueblo con el nombre de Santísima Trinidad, que es el antecedente del que se fundaría después, a fines del siglo, con el mismo nombre.

Bolivia, es un país con paraísos de múltiples encantos, y una buena parte de estos paraísos están en el Beni. Además este departamento es poseedor de una herencia cultural a través de sus tradiciones autóctonas de gran manifestación. Es de resaltar el conjunto de rituales religiosos que conserva la población junto a los grupos étnicos.

Su capital Trinidad, es una noble ciudad que se caracteriza por ser una mezcla de naturaleza virgen y urbanismo en desarrollo. Posee inmensas pampas y bajíos que la rodean y convierten en la capital ganadera de Bolivia.

Cuenta en sus alrededores con diversos y maravillosos lugares para visitar, donde encontraremos en sus orillas balnearios naturales de aguas poco profundas. A cada paso en Trinidad se descubren nuevos horizontes junto a una naturaleza de extraordinaria flora y fauna amazónica, un folklore auténtico, tradiciones y una cultura viva que añadida a la tradicional hospitalidad y calor humano de sus habitantes hacen de esta ciudad un destino turístico inolvidable.

Uno de los grandes tesoros del departamento del Beni es su variada y rica naturaleza, como la del Parque Departamental Iténez que se encuentra en la provincia del mismo nombre. Como en muy pocos lugares, allí se puede estar en contacto con los delfines de río, variedad de peces tropicales, caimanes, piyos y aves como las garzas y los martín pescador, además de árboles de castaña, goma y otros. El visitante puede deleitarse con las maravillas naturales de la Estación Biológica de Beni, en la provincia Ballivián, el Parque Nacional Isiboro Sécure.

Trinidad siempre se caracterizó por ser el centro de la actividad ganadera de toda la región y no se la veía como un destino turístico, en la actualidad uno de los lugares que más atrae al visitante es el Museo Ictícola (de peces) que se encuentra en los predios del campus de la Universidad Autónoma de Beni y que sobrepasa los 400 ejemplares. Es una de las colecciones más importantes de Sudamérica, muchos de ellos provienen del río Mamoré que supera las 300 especies.

Uno puede instruirse en el Museo Etnoarqueológico del Beni “Kenneth Lee”, donde se recrea diversos aspectos de la cultura moxeña. Cuenta con restos arqueológicos y objetos de las culturas que poblaron esa región y de algunas que aún viven en el departamento. Es una visita obligada para entender mejor la historia precolombina y colonial del noreste boliviano. Por otro lado, la ciudad tiene en el balneario de la Laguna Suárez, uno de los espacios de mayor esparcimiento, y tres puertos (Almacén, Varador y Ballivián).

Erasmo Gutierrez, poeta boliviano, dice merecidamente del Beni…“Campos de eterna primavera, selvas ganaderas de valor, yo te canto de esta manera porque eres vasto jardín en flor”. Gracias hermanos benianos por demostrarnos ser valerosos y valiosos patriotas. En este 18 de noviembre le decimos feliz Aniversario Beni!.. (educabolivia.bo)


---------*---------
Scroll to Top